Corporación Cordillera

Juntos hagamos crecer la esperanza

“CORPORACIÓN CORDILLERA SE HA PREOCUPADO DEL PROBLEMA DE MI HIJA”

Lunes 13 de marzo de 2017   

Corporación Cordillera hizo entrega de medicamento que momentáneamente aliviará el diario vivir de Catalina. Acá el relato de esta mamá quien a diario lucha por el bienestar de su hija.

“Mi nombre es María Venegas, soy madre de Catalina Fonceca de 11 años quien padece desde hace unos cuatro años de un problema gastroenterológico crónico que le complica demasiado para defecar. Cada vez que va al baño tenemos que anotar para llevar el registro y contarle a la doctora como va respondiendo a su tratamiento”.

“Producto de una crisis que tuvo el año 2010 a Catalina se le complicó también un riñón por lo que la debemos controlar tanto en el Servicio de Gastroenterología como en el de Nefrología. Debemos estar siempre muy pendientes de ella para que se tome el remedio, para que vaya al baño cada tres horas y luchar día a día por su bienestar. Afortunadamente en febrero le tocó control médico y la encontraron un poco mejor”.

La situación familiar

“En estos momentos me encuentro separada del padre de Catalina. Él por los ingresos que tiene -$280.000 mensual- muchas veces no puede comprar el medicamento que nuestra hija necesita por lo que mi mamá me ha tenido que ayudar a costear la compra del remedio”.

“Donde vivimos pagamos un arriendo, somos cuatro personas,con mi nueva pareja -quien trabaja en construcción- tenemos un hijo de seis años, y además Catalina. Yo trabajo como asesora del hogar dos a tres veces a la semana, me pagan diario $15.000 pero de ahí tengo que descontar para el pasaje, así que nuestros ingresos no son muchos”.

El Apoyo de Corporación Cordillera

“La doctora que controla a Catalina me dijo que me acercara a la asistente social quien me derivó a Corporación Cordillera, y ya el hecho de llamarme me habla de que en esta institución se preocupa por el bienestar de los niños y que podemos contar con ellos. Me quedo con una muy buena impresión porque se han preocupado del problema de mi hija. Les agradezco mucho”.

Si usted desea aportar y contribuir a mejorar la calidad de vida de muchos niños con enfermedades crónicas, por favor escribir a corporacion.cordillera@gmail.com o llamar a los teléfonos 2 2576 4665- 9 8240 3756.

Publicado en: Campañas,Testimonios
Enviado por: Corporación Cordillera

Niña con implante coclear avanza en su rehabilitación

Domingo 24 de marzo de 2013   

Hace unos meses dimos la noticia sobre la exitosa implantación coclaer a la que fue sometida Ignacia Rojas y hoy nos sentimos orgullosos de poder mostrar un video donde la menor evidencia increíbles avances en su rehabilitación auditiva y de lenguaje.

Hacemos un llamado a empresas y particulares a unirse a este Proyecto de Rehabilitación para niños con Discapacidad Auditiva, ya que próximamente otros 5 niños recibirán sendos implantes cocleares y necesitamos financiar la cirugía cuyo valor es de aproximadamente $565.000 por cada uno.

Publicado en: Testimonios
Enviado por: Corporación Cordillera

Julio Cabrera: El Precio de la Esperanza

Sábado 16 de junio de 2007   

JulioJulio Cabrera López tiene once años y cursa sexto básico. Es apenas un poco más pequeño que los niños de su edad. Se destaca por ser conversador, juguetón y bueno para las tallas. A simple vista parece un niño saludable. Sin embargo, al año de vida le detectaron una inusual enfermedad que se registra en uno de cada 200 mil nacimientos. Julio sufre de Cistinosis Nefropática, un mal genético que afecta al riñón causando pérdida de sales minerales, lo que deriva en raquitismo y en fases posteriores conduce a una insuficiencia renal terminal, con lo que se comprometen órganos como la visión, el cerebro, la tiroides y prácticamente todos los tejidos corporales.

Gracias a un medicamento que actúa como muro de contención ante el avance de la enfermedad, Julio puede tener una vida normal. ¿Pero qué sucede cuando el costo del medicamento supera con creces los ingresos de la familia? Continúe leyendo aquí.

Publicado en: Testimonios
Enviado por: Corporación Cordillera